Bandera Azul Ecológica

Galardón de 4 estrellas

El Parque Zoológico y Jardín Botánico Nacional Simón Bolívar y el Centro de Conservación Santa Ana, han sido galardonados con el prestigioso reconocimiento Bandera Azul ecológica, en la categoría de Microcuencas Urbanas.

Los zoológicos nacionales, administrados por la Fundación Pro Zoológicos (FUNDAZOO), ostentan la Bandera Azul Ecológica, en reconocimiento sus esfuerzos para el mejoramiento de los cuerpos de agua que los circundan y sus procesos de educación ambiental.

Los zoológicos nacionales, administrados por la Fundación Pro Zoológicos (FUNDAZOO), ostentan la Bandera Azul Ecológica, en reconocimiento sus esfuerzos para el mejoramiento de los cuerpos de agua que los circundan y sus procesos de educación ambiental.

La obtención de la Bandera Azul Ecológica implica un verdadero compromiso para la Fundación Pro Zoológicos, en la búsqueda de alianzas con otros comités así como en la continuidad en la realización de campañas para el mejoramiento del cuerpo de agua en conjunto con comunidades cercanas.

Parque Zoológico y Jardín Botánico Nacional Simón Bolívar:

Yolanda Matamoros, directora de FUNDAZOO, indica que esta institución se ha preocupado mucho por la cuenca del río Torres (en el centro de San José: “Para nosotros es muy importante que este río, que nos acompaña a la par, sea saludable. Somos conscientes del trabajo que han hecho las municipalidades en los últimos años… nosotros participamos activamente en el comité de Conservación de la Cuenca del río Torres”.

Entre las actividades que han hecho al parque merecedor del galardón, se encuentra un Taller de Priorización de Especies para la Restauración del Río Torres, así como diversos esfuerzos en educación ambiental.


Centro de Conservación Santa Ana

“Este Centro de Conservación se caracteriza por conservar la flora y la fauna, es un sitio donde se conserva el patrimonio histórico de Costa Rica que en este caso es el patrimonio histórico de Santa Ana ”, explica Matamoros.

Se han realizado actividades como limpiezas del sendero colindante al río Uruca, así como charlas de sensibilización a los visitantes acerca de la calidad de agua del mismo, talleres acerca de la importancia del bosque y los ríos en las ciudades y participación en el proyecto “PicNic en el río”.

“Este galardón nos compromete a seguir trabajando en concientizar a nuestros vecinos y visitantes acerca de la importancia de las fuentes de agua para la flora, la fauna y el ser humano, particularmente en el caso de las cuencas urbanas, que son tan afectadas por la contaminación”, concluye Matamoros.